Cataluña y su dilema entre la salud y la economía

En Cataluña la desescalada ha empezado bien, pero aun hay muchas dudas en la población, por lo que muchos se han tenido que devolver a casa, porque hay actividades que aun no están permitidas y que a su parecer si se podían realizar.

Todo depende de la provincia y también de la persona, y es que hay quienes han aprovechado la flexibilización en esta cuarentena para salir finalmente, pero hay quienes tienen aun mucho miedo de contagiarse, y es que mientras no haya una vacuna, existe el riesgo de contagio.

No hay que bajar la guardia

Para el gobierno catalán, quizás el gobierno nacional se ha precipitado con las medidas, pero la realidad es que se entiende que hay necesidades económicas y también las personas necesitan salir del confinamiento, lo cierto es que hay que establecer que lo más importante es la salud y seguridad de los ciudadanos ante que los intereses económicos.

Las autoridades tienen su plan, y en Barcelona aun la situación permanece igual que es el lugar de Cataluña que más contagios y muertes ha tenido, razón por la cual los ciudadanos siguen confinados, al igual que aumentan la protección de sus casas con la ayuda de los cerrajeros profesionales.

Es muy importante estar en casa, pero al hacerlo hay que estar claros en que sentirse seguro en ella es válido solo si has invertido en la protección que recomiendan los cerrajeros, porque de lo contrario es posible que aun en casa, no sientas que está a salvo de los robos.

En Cataluña se mantienen cautelosos

Es cierto que en algunas regiones sanitarias de Cataluña ya el desconfinamiento se encuentra en la fase 1, pero no así en el resto de la comunidad autónoma, que se encuentra en fase 0, y es que las autoridades están esperando ver el comportamiento del virus y de las personas en la fase 1 en otras zonas, para entonces decidir si esta fase le conviene a Barcelona.

Lo cierto es que hay muchas medidas de restricción, se está desinfectando lo que se puede, el uso de mascarillas es imprescindible y es necesario que quienes salen a la calle lo hacen porque en verdad tienen una razón para hacerlo.

Se entiende que en Cataluña hay mucha población de riesgo, y se quiere evitar al máximo muertes innecesarias por una nueva ola de contagio o rebrote, que es lo que más se teme ahora mismo, esperemos que en realidad se controlen los contagios.

Nada volverá a ser como antes

Es cierto que se habla de nueva normalidad o de vuelta a la normalidad, pero la verdad es que pro mucho tiempo mas las personas tendrán miedos de los contagios, así que las actividades sociales, los estudios, e incluso muchos trabajos tendrán que esperar y quizás muchos no vuelvan a ser lo que un día fueron, ya que como el teletrabajo ha funcionado tan bien, muchos lo mantendrán.

error: Content is protected !!